Sandwiches en la Torre de la Vela

Asociacionismo, libertad y comida rápida, por Jahd

3 de Marzo 2005

Reparando los daños del botellón

En ciertas zonas de Palma el botellón es un grave problema de molestias e higiene, y medidas como la ley seca (prohibir la venta de alcohol entre las 0'00 y las 8'00 horas) han sido del todo inútiles. Así, el ayuntamiento ha adoptado otras medidas, que sí son más útiles y lógicas:

La patrulla contra el ‘botellón’ entra en acción este mes

este mes entrará en marcha la primera patrulla policial destinada, exclusivamente, a controlar, informar y sancionar a los jóvenes que cada fin de semana se dan cita en el botellón del Paseo Marítimo. [...] aplicarán con el máximo rigor las ordenanzas de limpieza y ruido

Esta futura ordenanza tiene una interesante novedad:

Los denunciados por botellón podrán pagar la multa a Cort recogiendo basura

El Ayuntamiento de Palma prepara una modificación puntual de la ordenanza de limpieza que permitirá a los infractores condonar las multas por trabajos sociales en Emaya.

[...]

El equipo de Cirer quería que en vez de multas económicas se articulara, exclusivamente, un régimen sancionador que contemplase únicamente trabajos sociales. Una posibilidad que tendría una buena acogida en la ciudadanía a la que, por primera vez, se le transmitiría la idea de que el Consistorio no tiene afán recaudatorio alguno a la hora de redactar un nuevo reglamento e imponer un régimen sancionador de una elevada cuantía en las sanciones, sino que se primaría por encima de todo el interés general y cívico a la hora de hacer frente a un problema.

El daño causado son las molestias y la basura que luego tiene que recogerse. El coste de esta medida son las patrullas de policía y los servicios de limpieza. La multa es la forma de pagar el coste que causa a terceros el hacer el gamberro, pero aceptar recoger la basura es otra forma de restituir el daño causado. De este modo el ayuntamiento tampoco entra en una espiral recaudatoria en la que saque provecho del gamberrismo como si fuese un impuesto más. El que más ensucia más paga, o lo limpia él mismo. Así de simple.

Referencias