Sandwiches en la Torre de la Vela

Asociacionismo, libertad y comida rápida, por Jahd

13 de Junio 2004

Ni EEUU se libra de la izquierda

Mucha gente se cree en serio eso de que en los EEUU no existe la izquierda, ni los sindicatos, como si todavía hubiese la caza de brujas. La realidad es que sí existe, no se distingue mucho de la europea, y encima podría llegar a la Casa Blanca.

Lean, si no, este excelente artículo de Carlos Ball en el Cato:

WAL-MART Y LA ARROGANCIA DE LA IZQUIERDA

La izquierda le ha declarado la guerra a Wal-Mart. Su crecimiento hasta alcanzar el puesto número 1 en ventas a nivel mundial se ha basado en ofrecer ropa, alimentos, electrodomésticos, muebles, juguetes, pañales, cosméticos y todos los demás productos que más frecuentemente compran las familias a precios más bajos que la competencia.
[...]
Pero esa realidad no es aceptable para la izquierda intervencionista y planificadora, dispuesta a hacer cualquier cosa por impedir que grandes tiendas establecidas en los suburbios desplacen a los pequeños comerciantes de la calle principal de los pueblos y ciudades.

Y sigue:

Una frecuente acusación que se hace contra Wal-Mart es que paga bajos sueldos. Eso equivale a decir que los sueldos no deben ser fijados por el mercado sino por una oficina gubernamental como en Cuba o en la vieja Unión Soviética.
[...]
Nunca dicen que 90% de los trabajadores de Wal-Mart tienen seguro médico y que dos tercios de los gerentes de las tiendas comenzaron trabajando por hora para la empresa. Además, no se obliga a nadie a trabajar en Wal-Mart.
[...]
Otra acusación que le hacen a Wal-Mart es la de importar productos baratos, fabricados por extranjeros que reciben sueldos miserables, en lugar de vender productos hechos en Estados Unidos. Tal supuesto amor por el prójimo conlleva a que esos trabajadores extranjeros pierdan su empleo, que los consumidores paguen más y que las empresas privadas funcionen como oficinas públicas, donde el costo no es determinante de las decisiones administrativas.

Sin desperdicio, como siempre.