Sandwiches en la Torre de la Vela

Asociacionismo, libertad y comida rápida, por Jahd

19 de Mayo 2004

Lenguaje estúpidamente correcto

Por asuntos de trabajo, estos días he tenido que echar mano de varios Boletines Oficiales de las Islas Baleares (BOIB), donde me encuentro la siguiente patada lingüística (BOIB nº 147 de 8/12/2001):

Llei 15/2001 de 29 de novembre, de creació del Col.legi Professional de pedagogs i pedagogues de les Illes Balears.

(la negrita es mia)

Ante esta ola de lenguaje políticamente correcto, me pregunto cuanto se tardará en hablar de policios y policías, periodistos y periodistas, pediatros y pediatras, o anestesistos y anestesistas. De momento, lo que nos sobran son demagogos y demagogas.

Pero la versión en castellano es más divertida aún:

Ley 15/2001 de 29 denoviembre, de creación del Colegio Profesional de Pedagogos y Pedagogas de las Illes Balears.

Nos encontramos con la vertiente idiomática de la corrección política del lenguaje: mezclar idiomas sin ton ni son. Si el texto es en castellano, me da igual que el nombre oficial de la CA sea "Illes Balears". En castellano son Islas Baleares, y punto.

De todas formas, lo paradójico de esto es que sólo hay que ser políticamente correcto hablando en castellano, el resto de idiomas del estado son inmunes a esta moda. Cuando las guías de Telefónica eran completamente bilingües, llamaba la atención el nombre castellano de algunas provincias: A Coruña, Araba, Nafarroa, Girona... Pero en la versión catalana no dudaban en escribir Córdova, Cadis, La Corunya o Conca. El respeto por los nombres oficiales por lo visto no necesita reciprocidad. Debe de ser el federalismo asimétrico.